La foto y el asesino

Saltó a la primera página de los diarios de todo el mundo el pasado diciembre. Como ocurre con algunas de las mejores fotos periodísticas, está llena de ruido, niega la quietud. El policía turco Mevlüt Mert Altintas, de 22 años, fuera de servicio, fuera de sí, trajeado, en una galería de arte en Ankara, retratado con el rostro contorsionado mientras grita, el brazo izquierdo alzado apuntando al techo, la mano derecha sosteniendo una pistola, a su lado el cadáver del embajador de Rusia en Turquía. La ira, la fuerza, la violencia, la teatralidad criminal de la escena quedaron congeladas en el disparo del fotógrafo turco de la agencia AP, Burhan Ozbilici, que recurrió al arma que él tenía más a mano: su cámara.

Seguir leyendo.

FUENTE:

http://elpais.com/cultura/2017/02/22/actualidad/1487773208_169361.html#?ref=rss&format=simple&link=link